Melocotón

Trucos de cocina

Existen muchos postres realizados con estas frutas, siendo quizás el más famoso de todos el melocotón Melba. Escoffier lo ideó y se lo dedicó a la cantante de ópera Nellie Melba. Este postre consiste en un melocotón fresco y maduro escalfado lentamente en un almíbar y servido con helado y puré de frambuesas frescas.

Esta fruta se utiliza también para la elaboración de budines y relleno de tartas en forma de mermelada o confitura. El sorbete y el helado de melocotón resultan muy delicados y sutiles. Pero no sólo luce en los postres, sino que añadidos en ensaladas y especiados o encurtidos, acompañados con jamón, etc., resultan también un plato exquisito.

La nectarina puede utilizarse de la misma forma que los melocotones aunque su preparación es algo más difícil debido a que su carne es demasiado jugosa. Para comerlas al natural no hace falta pelarlas, ya que su piel es muy fina. Se pueden comprar ligeramente verdes ya que maduran a temperatura ambiente.

Sorbete de melocotón y frambuesa

  • Tiempo: 10-15 minutos
  • Precio: 5-10€
  • Dificultad: Muy fácil
  • Raciones: 4
  • Temporada: Primavera
Ingredientes
  • 125 mililitros de zumo natural de melocotón
  • 300 mililitros de zumo natural de naranja
  • 50 gramos de azúcar moreno
  • 2 cucharadas de zumo de lima
  • 300 gramos de frambuesas
  • 2 vasos de agua

Cómo se elabora

Mezclar el zumo de melocotón con el de naranja y el azúcar. Limpiar las frambuesas, licuarlas y añadirlas al zumo anterior. Agregar por último el zumo de lima con el agua y remover todo el conjunto. Introducir al congelador hasta que empiece a escarcharse. Es importante remover el zumo cada cierto tiempo para que el azúcar no quede en el fondo del recipiente. Una vez la bebida empiece a escarchar, es el momento ideal para consumir el sorbete. Servir en copas altas o vaso de tubo acompañado de pajitas.

Ver más recetas con Melocotón en EROSKI CONSUMER >