Kiwi

Trucos de cocina

El kiwi se consume sobre todo como fruta fresca. Se parte por la mitad y se come con cucharilla o se pela. Se emplea como ingrediente acompañando a diferentes platos, aunque en general con fines decorativos. También se añade a las ensaladas y se usa para elaborar mermeladas, sorbetes, granizados, bebidas y productos de repostería. Aunque menos frecuente, el kiwi también puede ser cocinado, rehogado con mantequilla, para la elaboración de salsas de platos de carne.

Kiwis rellenos de queso tierno

  • Tiempo: 30 minutos
  • Precio: 5-10€
  • Dificultad: Muy fácil
  • Raciones: 4
  • Temporada: Todo el año
Ingredientes
  • 10 kiwis
  • 125 gramos de queso tierno
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • pimienta negra molida y sal
  • 5 cucharadas del zumo de 1 limón
  • 9 cucharadas de aceite de oliva virgen
  • 6 cucharadas soperas de aceite y sal

Cómo se elabora

Quitar o cortar las puntas de los kiwis. Con un vaciador, sacar la parte central de la pulpa y reservarla para la salsa. Mezclar bien el queso tierno en trocitos machacados, el pimentón y la pimienta. Tiene que quedar homogéneo. Para preparar la salsa, triturar bien la pulpa extraída de los kiwis y mezclarla con el jugo de limón, el aceite de oliva y la sal. Rellenar los kiwis con la mezcla, pelarlos y cortarlos en rodajas de unos dos centímetros. Presentar en una fuente y rociar con la salsa. Se sirve frío.

Ver más recetas con Kiwi en EROSKI CONSUMER >